Minicuna

Muchos padres dudan a la hora de adquirir una minicuna para su bebé, ya que piensan que comprar una minicuna es un desperdicio de dinero porque a los pocos meses habrá que pasar al bebé a una cuna convencional más grande. Pero su planteamiento es erróneo, las minicunas ofrecen diversas ventajas con respecto a las cunas convencionales, basadas en su gran movilidad, el escaso espacio que necesitan, y en la seguridad y comodidad que brindan al bebé. Por todos estos motivos las minicunas son una excelente opción para los primeros meses de vida del bebé.

Leer más
Precio
 


 
 

Lista de minicunas

Ordenar por:
Clair de Lune Speckles oscuro mimbre Moisés Basket inc. ropa de cama, colchón y capucha ajustable (gris)
Clair de Lune
 

Clair de Lune Speckles oscuro mimbre Moisés Basket inc. ropa de cama, colchón y capucha ajustable (gris)

87,65

 
Clair de Lune – Sábana para moisés de mimbre Natural (Stanley y Pip)
Clair de Lune
 

Clair de Lune – Sábana para moisés de mimbre Natural (Stanley y Pip)

67,59

 
Clair de Lune. Moisés de mimbre color natural, modelo Barley Bébé Ropa de cama, colchón y capucha ajustable (gris).
Clair de Lune
 

Clair de Lune. Moisés de mimbre color natural, modelo Barley Bébé Ropa de cama, colchón y capucha ajustable (gris).

89.93
89,17

 
BAMBISOL Couffin MOH en Osier Blanc
Bambisol
 

BAMBISOL Couffin MOH en Osier Blanc

89,50

 
Minicuna Tijera Plegable Oporto
COCCU
 

Minicuna Tijera Plegable Oporto

90,00

 
Minicuna Plegable ATECA azul
Modin
 

Minicuna Plegable ATECA azul

93,00

 
Cambrass Star - Minicuna con tijera de madera y dosel, color gris
Cambrass
 

Cambrass Star - Minicuna con tijera de madera y dosel, color gris

91,07

 
Petit Lazzari Boston - Minicuna completa, diseño Trend, color azul
Petit Lazzari
 

Petit Lazzari Boston - Minicuna completa, diseño Trend, color azul

185,84

 
Colección Rosabel Davis - Minicuna balancín, color rojo
COLECCIÓN ROSABEL
 

Colección Rosabel Davis - Minicuna balancín, color rojo

340.00
310,00

 
Pekebaby Minicuna plegable desenfundable patas madera blanco (50 x 80 cm) OSSETTO
Bebelindo
 

Pekebaby Minicuna plegable desenfundable patas madera blanco (50 x 80 cm) OSSETTO

223,95

 
Alondra 670-06723 - Minicuna para bebé de madera completa, con vestidura, color blanco
Alondra
 

Alondra 670-06723 - Minicuna para bebé de madera completa, con vestidura, color blanco

276,33

 
Minicuna mibebestore Plegable Oslo Negro: Estructura + Vestidura + Colcha Desenfuntable + Colchón + Almohada
mibebestore
 

Minicuna mibebestore Plegable Oslo Negro: Estructura + Vestidura + Colcha Desenfuntable + Colchón + Almohada

149,00

 
| 1 | 2 | 3 | ...

Gracias a la minicuna, podemos llevar con nosotros al bebé a cualquier lugar de la casa y hacer nuestras tareas domésticas con él cerca. Esto hace que tu hijo se encuentre más seguro. Además, las minicunas son ideales si disponemos de poco espacio en la casa o en la habitación de los padres.

Otro factor importante a tener en cuenta, es que tras el parto, el bebé se encontrará mucho más seguro y tranquilo en un entorno cerrado y protegido, que le recuerde al útero materno, y esto lo conseguimos gracias a la minicuna, ya que en una cuna convencional el bebé se encontrará muy perdido en los primeros meses de vida debido a que le quedará excesivamente grande. La minicuna se suele utilizar desde el nacimiento hasta los seis meses de edad aproximadamente momento a partir del cual las cunas de tamaño normal pasan a ser la opción más interesante.

Finalmente, la minicuna también nos ofrece ventajas si viajamos, ya que podemos llevarla con nosotros porque se pliega fácilmente, pesa muy poco y ocupa un espacio muy pequeño, como es el caso si adquirimos por ejemplo una minicuna plegable de tipo tijera. Otro factor a tener en cuenta y que el bebé agradecerá si duerme fuera de su casa.

Existe una amplia oferta de minicunas para bebés en el mercado, veamos a continuación algunas características a tener en cuenta a la hora de decantarnos por un determinado modelo u otro.

Diferencias entre una minicuna, un moisés y una cuna

El moisés es un capazo, generalmente de mimbre, con unas asas, que colocamos sobre unas patas o soporte que son habitualmente de hierro o madera, con o sin ruedas. Sus medidas son aproximadamente de 80×40 cm. y su altura es de 25 cm.

La minicuna tiene habitualmente forma rectangular y unas medidas de aproximadamente 50×80 cm., con una altura de 30 cm. Suele tener ruedas para su fácil manejo por la casa.

La cuna convencional tiene también normalmente forma rectangular y unas medidas de 60×120 cm. o de 130×80 cm. Puede tener ruedas o no.

El moisés o capazo, es el más manejable y ligero de los tres, muy útil para transportar al bebé de forma cómoda durante las primeras semanas de vida debido a que se puede mover sólo el capazo. El inconveniente es que tiene una menor vida útil debido a su pequeño tamaño y no ofrece la estabilidad de una minicuna.

Las minicunas, por otra parte, son más grandes que el moisés, lo que permite utilizarlas durante más tiempo, pero por contra tienen una menor movilidad, al no poder separar el capazo de las patas de sujeción. Su principal ventaja es que ofrecen el tamaño ideal para que puedan caber en habitaciones pequeñas de forma sencilla y que puede moverse sin dificultad por la casa debido a sus ruedas y a su pequeño tamaño.

Por todo lo anteriormente descrito, llegamos a la conclusión de que lo ideal es utilizar entre cero y cuatro o seis meses aproximadamente una minicuna o moisés. Hay que tener en cuenta que la minicuna o el moisés sólo pueden utilizarse cuando los bebés no son capaces de sentarse por sí mismos o de girarse, siendo el peso máximo recomendado de nueve kilos.

Durante los primeros meses de vida, el bebé pasa mucho tiempo durmiendo y la minicuna o el moisés nos permiten, gracias a su reducido tamaño, el poder estar cerca del bebé todo el rato, ya que podremos transportarlo de forma cómoda por toda la casa. Al contrario de la cuna convencional, que debido a su gran tamaño no permite tener una buena movilidad, debido a que en la mayor parte de las casas las cunas no caben en todas las estancias. Por este motivo la cuna convencional es más adecuada para cuando el bebé ya tiene una edad, aproximadamente sobre los seis meses, momento en el cual se sentirá muy cómodo en ella y podrá moverse con total libertad.

También, las minicunas y el moisés son mejores frente a la cuna durante los primeros meses de vida del bebé debido a que los recién nacidos necesitan sentirse muy arropados, incluso tocar con su cabeza la parte superior del moisés o la minicuna, para de esta forma sentirse seguros. Hay que recordar que han pasado nueve meses en un lugar cálido, oscuro y muy apretado, lo que hace que a muchos bebés los espacios más grandes y sin límites físicos les generen gran inseguridad.

Cómo elegir una minicuna

A la hora de decantarnos por un determinado modelo de minicuna, deberemos valorar las prestaciones que nos ofrece cada una de ellas, para comprar la que más se ajuste a los gustos y necesidades que tengamos:

Dimensiones de la minicuna

Existen minicunas en el mercado actual de diferentes tamaños, pero las dimensiones más comunes que ofrecen son de ochenta centímetros de largo por cincuenta de ancho.

Seguridad

Hay que tener en cuenta como factor básico a la hora de comprar una determinada minicuna u otra, la seguridad que brinde al bebé. Debemos elegir un modelo de minicuna con los bordes altos para evitar una posible caída del niño. Lo recomendable es que tenga una altura mínima de entre 25 y 30 centímetros.

Interior

El forro interior de los bordes de la minicuna debe ser blando para que el bebé no pueda hacerse daño si se golpea con ellos, además la minicuna deberá tener todo su interior acolchado. El fondo debe ser rígido y plano y estar también acolchado.

Peso y su movilidad

Es muy importante que la minicuna pese poco y que sea fácil de transportar por la casa, ya que ese es uno de sus cometidos primordiales. En la actualidad existen modelos con la estructura de aluminio que pesan menos de nueve kilos. Es también muy importante que la minicuna tenga ruedas incorporadas para transportarla más fácilmente y que todas las ruedas tengan freno.

Su bloqueo de seguridad

La minicuna tiene que ser estable para evitar movimientos bruscos, sobre todo si el bebé tiene hermanos pequeños deberemos elegir un modelo con un dispositivo que limite el ángulo en el que se puede inclinar la minicuna.

Limpieza

Todas las vestiduras de la minicuna deben poderse desenfundar para lavarse de forma independiente.

Minicunas de colecho

Durante los primeros meses de vida del bebé lo ideal es que duerma lo más cercano posible a sus padres, ya que se despertará varias veces durante la noche. Una minicuna de colecho  facilitará el poder atender al bebé cuando necesite algo o cuando llore, además de que aportará mucha tranquilidad, tanto al bebé como a los padres.

El colecho nos permite que el bebé duerma justo al lado de nuestra cama y es una práctica cada vez más extendida que tiene su origen en el concepto de la "Crianza con Apego", donde se busca que el niño tenga un vínculo afectivo muy fuerte con sus padres.

En la minicuna de colecho, una de sus barreras laterales se queda descubierta para que la minicuna pueda acoplarse perfectamente junto a la cama donde duermen los padres. De esta forma el colchón de la cama de matrimonio se convierte en una extensión del lecho donde está durmiendo el bebé. Estas minicunas de colecho se fijan a la cama de los padres sin que se pueda mover, y por lo tanto evitar que existan huecos que supongan un gran riesgo para el recién nacido. Con las minicunas de colecho el recién nacido puede dormir junto a los padres sin riesgo de asfixia ni sobrecalentamiento.

Veamos a continuación algunas de las características que ofrecen las minicunas de colecho:

  • Controlamos al bebé durante la noche sin necesidad de levantarse, debido a que el bebé se encuentra a nuestra misma altura de visión.
  • Son muy cómodas para dar el pecho al bebé, ya que le podemos acercar mientras está tumbado y acomodarlo al pecho sin necesidad de levantarnos.
  • Se reduce la probabilidad del síndrome de muerte súbita en el recién nacido, ya que el bebé duerme en su propio espacio pero siempre junto a los padres.
  • También se pueden utilizar con el lateral levantado como una minicuna normal y desplazarla a cualquier lugar de la casa.
  • Cumple con los criterios básicos de la crianza con apego, ya que durmiendo con el bebé se estrechan los lazos afectivos con él.

Antes de adquirir una minicuna de colecho deberemos tener en cuenta los siguientes factores:

  • Que el lateral sea sencillo de quitar y que ofrezca medidas de seguridad para que se quede bien cerrado cuando el bebé esté durmiendo sin la opción de colecho.
  • El somier de las minicunas de colecho debe regularse en altura, cuantas más opciones de altura tenga mucho mejor, ya que el nivel superior del colchón de la minicuna debe coincidir con el de la cama de los padres.
  • Sus ruedas deben tener un sistema de frenado.
  • Analizar el tipo de fijación a la cama de los padres, para que el bebé pueda dormir de forma completamente segura. El método más empleado de fijación es mediante unas cintas que cuelgan por debajo de la minicuna de colecho, que se atan alrededor del somier de la cama y se tensan para afianzar la minicuna al lateral.

Comprar minicuna o moisés

Normalmente todos los papis y mamis que se decantan por la adquisición de una minicuna o un moisés acaban encantados y sólo les encuentran puntos positivos gracias a su versatilidad y utilidad. Si somos de los que ya hemos decidido que vamos comprar una minicuna o moisés para nuestro bebé ahora sólo nos quedará decidir el qué compramos exactamente, ¿minicuna o moisés? Todo depende de las necesidades y características de cada familia, no obstante ambos elementos presentan diferentes singularidades:

  • Las minicunas plegables de tijera son muy fáciles de montar y desmontar, ocupando muy poco espacio al guardarlas. El moisés ocupa más espacio al guardarlo, ya que el capazo de mimbre no puede ser desmontado.
  • Estabilidad. El moisés es menos estable que la minicuna ante un mal uso que se efectúe. Por ejemplo, si algún niño pequeño se apoya en el moisés, es mucho más fácil desestabilizarlo que si lo hace sobre una minicuna. Normalmente las patas de madera del moisés brindan mayor estabilidad que las patas metálicas.
  • Abiertas, las minicunas son más grandes que el moisés. También tienen mayor profundidad, por lo que son más seguras para el bebé pero son más incómodas a la hora de sacarle y meterle.
  • Tanto si se opta por un moisés como como por una minicuna, es recomendable usar un colchón antiahogo, por si el bebé se da la vuelta. Estos colchones vienen agujereados, con lo que se evita que se produzca una asfixia del niño en caso de éste gire y quede boca abajo. 
  • Existen muchos más modelos, diseños y tamaños de minicunas en el mercado que de moisés, que suele tener un tamaño único y más pequeño que una minicuna, por lo que puede durarle menos tiempo al bebé.
  • Hay algunos modelos de minicunas que son plegables, ya sea con sistema de tijera u otros, y que se pueden utilizar también como cuna de viaje al ser también relativamente ligeras. Obviamente si queremos usar así nuestra minicuna el factor peso es algo muy importante a tener en cuenta

Minicunas baratas

Encontramos una amplia gama de minicunas baratas en el mercado, y podemos toparnos con auténticos chollos y ofertas muy interesantes por internet como muchas minicunas que se pueden comprar en esta misma página. Es conveniente que a la hora de decantarnos por algún modelo de minicuna barata, tengamos en cuenta que cumple con todas las normativas de seguridad que marca la ley de nuestro país, así como las leyes europeas.

También existe una amplia oferta de minicunas baratas en el mercado de segunda mano, en el cual podremos encontrar minicunas con una relación calidad precio excelente, debido a que como se usan durante un periodo de tiempo muy corto, las encontramos en muy buen estado de conservación. Aún así, si adquirimos una minicuna de segunda mano, conviene que revisemos siempre el estado de su estructura y que cambiemos el colchón.