Guarderías en Toledo

Toledo es la capital de Castilla La Mancha y una de las ciudades históricas de España por excelencia. Su amplio y excepcionalmente bien conservado casco antiguo es casi un museo al aire libre el cual atrae a mucho turismo, pero por supuesto, Toledo también es una ciudad en movimiento, con un notable pulso a pie de calle. Las familias toledanas y las que deban desplazarse a la ciudad de manera prolongada tienen a su disposición un amplio catálogo de servicios de guarderías en Toledo. Siendo dichas guarderías gestionadas por la Administración (como el Ayuntamiento o la comunidad autónoma) o por empresas privadas, los más pequeños tienen plenas garantías de estar en buenas manos.


Mapa
VER MAPA
 


 


Edad niño/a
 


Horario necesitado




Idiomas

Inglés
Francés
Alemán
Chino


Tipo



Listado de guarderías

E.I. Los Pastorcitos de Fátima

E.I. Los Pastorcitos de Fátima

C/ moscatel,2, Toledo
De 0 a 3 años
Inglés
Privada
Guardería Colegio Mayol

Guardería Colegio Mayol

C/ AIRÉN, 7, Toledo
De 0 a 3 años
Inglés
Privada

Guarderías públicas en Toledo

El Ayuntamiento de Toledo ofrece a la ciudadanía diferentes opciones para acceder a una guardería infantil de titularidad municipal. Como corresponde a las escuelas infantiles públicas, estas se rigen por los principios de inclusión, integración, civismo y educación de calidad. La gestión directa de las guarderías de esta naturaleza corresponde a diferentes empresas agrupadas bajo el paraguas de una UTE (Unión Temporal de Empresas), con el visto bueno del equipo de gobierno municipal. La calidad del servicio está garantizada por su reconocimiento como Escuelas Infantiles de la Junta de Comunidades de Castilla La Mancha.

Un centro de este tipo ofrece planes de estudios en el marco del Primer Ciclo de Educación Infantil, con un currículo debidamente definido en el boletín oficial de la comunidad. En cualquier caso, y en aras de conseguir una gestión más dinámica y cercana a los niños y sus familias, la competencia en la materia recae en la concejalía municipal correspondiente. Es esta instancia la que se encarga, asimismo, de elaborar el procedimiento de admisión en la red de guarderías infantiles, con la posibilidad de matricular a bebes y niños de entre 0 y 3 años.

El calendario de matriculación y admisión en una guardería municipal de Toledo se publica anualmente con la antelación suficiente como para facilitar a las familias la preparación de la documentación pertinente. Generalmente, los plazos incluyen una fase de inscripción en la que destacan los procesos de renovación de plazas (para los niños que ya participan del sistema) y de nuevas inscripciones. Por norma general, los padres que deseen inscribir por vez primera a sus hijos tienen que iniciar los trámites en el mes de abril. Para las renovaciones, es obligatorio estar al corriente de los pagos mensuales estipulados. En caso contrario, se perderá el derecho a renovar la plaza.

Entendiendo que las escuelas infantiles públicas de Toledo cumplen una función social desarrollada en sus bases reguladores, estas cuentan con protocolos para atender casos de urgencia social y educación especial. Los niños que cumplan los criterios fijados en materia de riesgo de exclusión social disponen de plazas reservadas para su matriculación (la cuota fijada por ley es del 5%). Adicionalmente, hasta otro 5% de las plazas disponibles en guarderías de titularidad municipal se destinará a niños que precisen educación especial. Las tarifas son únicas para todos los alumnos matriculados, obviando las circunstancias excepcionales anteriormente descritas.

Guarderías privadas en Toledo

El sistema público de guarderías no es el único recurso para las familias que deseen matricular a sus hijos en un centro de educación infantil en Toledo. La red de escuelas privadas amplía la cobertura por toda la capital de Castilla La Mancha. Así, las escuelas infantiles privadas están repartidas por diferentes puntos de la ciudad, incluyendo alguna guardería en el casco antiguo de Toledo. En cualquier caso, las áreas residenciales del centro y norte de la ciudad son las que concentran la mayor parte de las instalaciones educativas que estamos comentando.

Las guarderías de Toledo gestionadas por empresas privadas también cumplen los requisitos normativos previstos por la Consejería de Educación de Castilla La Mancha. A partir de ahí, cada centro dispone de gran margen de autonomía no solo en materia de admisión del alumnado sino también en lo concerniente a las estrategias pedagógicas. Ello abre la puerta a que los padres elijan qué filosofía educativa prefieren para sus hijos, al tiempo que pueden dar prioridad a aquellas propuestas más próximas respecto a su domicilio. En este caso, las familias también pueden beneficiarse de diferentes ayudas económicas, si bien la cuantía de las mismas es menor que para las guarderías públicas.

Los procedimientos de matriculación en las escuelas infantiles privadas de Toledo fluctúan considerablemente en función del centro elegido. Lo más habitual es que se publique el calendario correspondiente con cierta antelación y que junto al mismo se expongan los criterios de admisión de los candidatos. Cada guardería puede fijar su propio baremo partiendo de unas pautas mínimas previstas en el ordenamiento jurídico autonómico. El Ayuntamiento también puede actuar ante posibles quejas de los padres aunque estas son bastante residuales, lo que confirma la transparencia del proceso y el alto grado de satisfacción de los usuarios.

Los servicios dispensados por las guarderías privadas en Toledo pueden incluir jornadas más extensas, asistencia educativa especial, deportes más variados y diferentes ratios de alumnos por aula (dependiendo, nuevamente, de las características de cada centro). En este sentido, las familias de Toledo pueden contratar servicios adicionales como clases de idiomas según el caso. Por último, todos los profesionales que forman parte de la plantilla del centro disponen de diferentes acreditaciones académicas mínimas, exigidas por la Consejería de Educación. De igual modo, los maestros cuentan con la formación pedagógica necesaria para trabajar con niños. Lógicamente, cada guardería es perfectamente libre de exigir mayores requisitos a su plantilla.

Las ayudas para las guarderías infantiles en Toledo

Las diferentes Administraciones implicadas ponen a disposición de las familias distintas ayudas económicas para acceder a una guardería en Toledo. Estas se enmarcan dentro de las partidas presupuestarias dedicadas a la Educación Infantil para niños de entre 0 y 3 años. La Junta de Comunidades de Castilla La Mancha contempla ayudas específicas para sufragar los gastos del comedor escolar y del transporte escolar. Si se cumplen los requisitos previstos, las familias podrán acceder a ayudas que cubran hasta el 100% de los costes ocasionados por esos servicios en concreto.

El Gobierno autonómico también fija las subvenciones que recibe el Ayuntamiento de Toledo para su posterior aplicación entre las familias de la ciudad. De este modo, el Diario Oficial de Castilla La Mancha establece las asignaciones máximas y mínimas que recibirá cada entidad de titularidad municipal. También se establecen las condiciones para la concesión de ayudas a las familias con hijos matriculados en escuelas infantiles privadas, más reducidas.

La mayoría de ayudas no son excluyentes, por lo que los usuarios pueden beneficiarse de varias de ellas al mismo tiempo. Los decretos que desarrollan este apartado contemplan diferentes casos excepcionales que conviene consultar con la Administración (matriculación de niños mayores de 3 años, insolvencia financiera...). La concesión de ayudas está sujeta al cumplimiento de diferentes obligaciones y puede revocarse en caso de infracción, obligando a los padres a devolver el dinero ya concedido.

En suma, los niños y bebes de Toledo tienen una notable oferta de guarderías para iniciar su escolarización con plenas garantías. La libre competencia entre centros públicos y privados y la posibilidad de acceder a subvenciones totales o parciales asegura, por otro lado, la igualdad de oportunidades. Padres y niños son perfectamente atendidos en las guarderías en Toledo.